-

El acuerdo con el FMI está cerca, bueno para los bonos

La Argentina podría acceder a más de u$s 40.000 millones de una línea de asistencia. Con la confirmación del acuerdo, la capacidad de pago de deuda del país está respaldada por al menos dos años. La noticia podría fortalecer a los bonos soberanos, en especial los de vencimiento más corto.

Los ojos del mercado están puestos en las negociaciones entre el Gobierno argentino y el Fondo Monetario Internacional. Mientras tanto el peso, los bonos y las acciones cotizan en un tono de espera. La aprobación de una línea de asistencia del organismo poco menos que volvería invulnerables a los bonos soberanos al menos por dos años, con lo que se esperan mejoras en los precios de esos papeles en cuanto se anuncie el acuerdo.

Este viernes el presidente Mauricio Macri estará en Quebec, donde se encontrará con -entre otros líderes- la presidenta del FMI Christine Lagarde. No será más que una foto, pero su publicación servirá para confirmar que las charlas entre las partes marchan a buen puerto.

Según trascendió en los últimos días, el objetivo de conseguir u$s 30.000 millones como mínimo estaría garantizado. De hecho, se discute la posibilidad de que la línea de asistencia alcance bastante más que eso, incluso por encima de los u$s 40.000 millones en total.

Para los activos financieros locales, el cierre del acuerdo significaría un espaldarazo. De hecho, los temidos condicionamientos que puede llegar a imponer el organismo no harían más que ir en dirección a garantizar el repago de la deuda soberana, con lo cual no hay mejor posicionamiento para los ahorristas que en deuda soberana durante la duración del acuerdo.

Los bonos cortos en dólares más líquidos, Bonar 2020 a Bonar 2024, serían las inversiones más cómodas para aprovechar el acuerdo con el Fondo. Títulos más cortos, como los Bonar 2018 y 2019, directamente estarían blindados, por tienen poca capacidad de subir de precio dado que no fueron muy castigados en las últimas semanas.