-

Las Lebac pasaron la prueba y pagaron 40%

El vencimiento masivo de Lebac que mantenía nerviosos a los mercados se superó con creces. El Banco Central pudo reducir los vencimientos y renovar todas las letras que vencían, a una tasa de 40% que tras las subas del dólar vuelve muy atractivo otra vez al carry.

El Banco Central obtuvo ofertas por $ 621.000 millones en la licitación de Lebac más esperada de los últimos meses. La cifra está por encima del vencimiento, $ 617.000 millones, con lo cual supuso una prueba superada tras las dudas que se habían generado por el avance del dólar. La tasa del 40% a un mes, mientras tanto, supone un muy atractivo rendimiento para los que ahorran en pesos, porque está por encima de las estimaciones de movimiento del dólar. Buena noticia para los ahorristas.

El BCRA renovó la totalidad de los vencimientos de Lebac por $ 617.000 millones en la licitación mensual de ayer y, además, recibió una oferta adicional de $ 5.000 millones, informó el organismo.

La tasa de rendimiento para el plazo más corto fue de 40%, comunicó el BCRA.

De esta manera, el ente monetario recibió un fuerte respaldo del mercado, imponiendo -a través de su intervención con una oferta de 5.000 millones de dólares en las dos primeras jornadas de la semana-, un freno a la corrida cambiaria que venía sufriendo desde los últimos días de abril.

La renovación se consiguió manteniendo la tasa de rendimiento de Lebac en 40%, un nivel al que Central se vio obligado a elevar el interés de las letras que hace menos de dos semanas se encontraban en 26,30%.

Desde el punto de vista de los ahorristas, la suba de tasa supone una muy atractiva posición respecto de las expectativas de inflación y suba del dólar, dado que la corrida cambiaria está mostrando señales de agotamiento.

La suscripción de Lebac es similar a la conformación de un plazo fijo, a través de una sociedad de Bolsa. Sólo hace falta tener cuenta en una sociedad de Bolsa, similar a la de un banco, transferir el dinero y dar la orden de inversión en letras del Central. A los 35 días el dinero, más los intereses, se deposita en la cuenta de cada inversor.

La diferencia con el plazo fijo es que paga casi 17 puntos de tasa más. Los plazos fijos minoristas están rindiendo, en promedio, 23,6% según datos del BCRA.