-

Los argentinos le escapan a los plazos fijos

Los ahorristas se animaron a sacar sus pesos de los bancos para destinarlos a inversiones más jugosas. Los depósitos en pesos retrocedieron en octubre, al tiempo que crecieron las colocaciones en Lebac y en el Mercado de Capitales. Bancos pagan 20%, las Lebac seis puntos más y acciones y bonos no menos de 40% acumulado anual

El stock de plazos fijos en pesos del sector privado retrocedió $ 3700 millones en octubre luego en un contexto de baja de las tasas que pagan los bancos por obtener depósitos. Los ahorristas migraron sus ahorros de las colocaciones bancarias a las letras Lebac, que pagan seis puntos porcentuales más, y a otras inversiones en el mercado de capitales. El rendimiento del 20% que ofrecen los bancos no le compite a la inflación y se compara con resultados de no menos del 40% que ofrecen inversiones aptas para principiantes en acciones y bonos.

Finalmente, los argentinos se animan a sacar sus pesos de los bancos, disconformes con el rendimiento que obtienen de ellos. La tasa de interés de las colocaciones a plazo cayeron 1,3 puntos porcentuales en octubre respecto de septiembre, del 22% anual promedio al 20,7%. En lo que va de noviembre, además, el premio por ahorrar en un banco sigue cayendo y promedia ya el 20,1% anual.

Con la baja de octubre, la tasa de los plazos fijos ya perdió 7,1 puntos porcentuales respecto de su promedio de junio, momento en que las colocaciones bancarias se disparaban.

Durante todo el año el mercado de capitales y las Letras Lebac que emite el Banco Central le ganaron a los plazos fijos, pero recién en los últimos meses la migración de los minoristas cansados de los flojos resultados se volvió masiva. Así lo refleja el propio BCRA en sus informes.

“El saldo promedio mensual de los depósitos a plazo fijo en pesos del sector privado se mantuvo estable tanto en el segmento de las colocaciones de menos de $1 millón como en el de las mayoristas. En términos interanuales, su variación se ubicó en 26%, descendiendo 2,6 p.p. respecto al mes previo. Cabe mencionar que la estabilidad de los plazos fijos coexistió con un incremento de las tenencias de Lebac del sector privado no financiero (fondos comunes de inversión, compañías de seguro, empresas y personas físicas), en un período en el que aumentó el spread entre las tasas de interés de los títulos que emite el BCRA y las pagadas por los depósitos a plazo”, registro el último informe monetario mensual.

Entre las alternativas disponibles para los inversores minoristas, además de la Letra Lebac, están las colocaciones en carteras administradas que permiten invertir en el mercado de capitales bajo la dirección de un portfolio manager profesional. Se trata de una serie de acciones y bonos elegidos para minimizar el riesgo y optimizar el rendimiento, según el perfil de cada ahorrista.

Con unos $ 500 mil se puede optar por destinar los ahorros a carteras conservadoras, que solo buscan conservar el valor de las tenencias, moderadas, que buscan hacer rendimientos por encima de la inflación, o agresivas, que aspiran a obtener resultados más jugosos. En lo que va del año, una cartera moderada acumula un rendimiento en pesos del 41%, la moderada del 49% y la agresiva del 63% (el triple que un plazo fijo).

El rendimiento acumulado de la cartera agresiva desde enero de 2014 es del 262%, por encima incluso del dólar oficial devaluado el año pasado, la moderada gana 176% y la conservadora 98%.

Cualquiera puede invertir en estas carteras, con solo abrir una cuenta en una sociedad de Bolsa, transferir el dinero y elegir el perfil de inversión que prefiere. Como toda inversión en el mercado de capitales, las tenencias en acciones y bonos no pagan Bienes Personales ni Impuesto a las Ganancias.