-

Los mejores bonos en pesos para ganar con la tasa

Títulos en pesos que pagan un premio sobre la tasa de interés mayorista son los elegidos para destinar ahorros en moneda local ahora que el Banco Central afloja con las tasa de Lebac. Como el Gobierno se garantizó tasas altas inmovilizando depósitos, estos títulos en pesos ganan cada vez más adeptos.

La era dorada de las Lebac del Banco Central, los papeles que llevaron a inversores mayoristas y minoristas por igual a ganar 38% anual en pesos durante buena parte del comienzo del año, parece estar llegando a su fin. Satisfecho con la marcha de la inflación y necesitado de darle un impulso al precio del dólar, el presidente de la autoridad monetaria Federico Sturzenegger empezó un proceso de reducción de las tasas que pagan esos papeles. Sin  embargo, la temporada de tasa no llegó a su fin: Sturzenegger se garantizó que las tasas de Lebac bajen pero las del sistema no. Los inversores se pasan al Bonar 18 y al Bonar 19 para aprovechar esto.

Aunque el BCRA hace esfuerzos para que el precio actual del dólar sea su piso en el año, no se espera un repunte inmediato de la divisa hasta tanto pase el segundo trimestre del año, el momento en que sale la cosecha y entra la mayor parte de las divisas comerciales de las que dispone el país.

Por lo tanto, aunque las tasas de las Lebac estén en retroceso, la época de ganar con tasas en pesos puede durar un tiempo más. Es que para garantizarse que la baja de tasas de Lebac no dispare la inflación Sturzenegger obligó a los bancos a aumentar los encajes de depósitos: la parte de los depósitos que toman de sus clientes que tienen que inmovilizar en una cuenta del BCRA. De esa manera, unos $ 50.000 millones saldrán de la calle en junio y julio sin necesidad de que la autoridad monetaria los atraiga con letras.

El resultado de esta menor disponibilidad de dinero podría ser una suba de tasas para el sistema, o al menos un sostenimiento frente a la influencia bajista que tiene el recorte a los rendimientos de Lebac. Es por eso que los ahorristas empezaron a mirar la tasa Badlar que pagan los bancos a los plazos fijos mayoristas (de más de $ 1 millón). Muchos títulos del mercado ajustan por esa referencia y, además, pagan un premio por encima de esa tasa, de entre 3 y 5 puntos porcentuales más. Con la Badlar yéndose arriba de los 30% y cinco puntos más de premio, el rendimiento de las tasas sigue siendo de lo más atractivo.

Los títulos más elegidos son el Bonar 18 y el Bonar 19, dos papeles en pesos emitidos recientemente por el Tesoro que tienen el atractivo del corto plazo y la alta liquidez (es decir, que son fáciles de “liquidar” en caso de necesitar el efectivo antes de su fecha de vencimiento, ya que se operan mucho y se pueden vender en sólo 72 horas).

Como toda inversión en bonos de renta fija, a cambio de una comisión de 1% se pueden adquirir estos papeles en una sociedad de Bolsa.