-

MIRANDO A EE.UU.

Este viernes se conocerá el dato de empleo de los Estados Unidos, un indicador importante respecto a qué puede pasar con la tasa de referencia en ese país. También habrá una lectura de la actualidad económica por parte de la Fed y decisiones de bancos centrales. Si el mercado tolera bien las informaciones, la calma podría haber llegado para quedarse

Esta va a ser una semana con mucha información internacional con potencial influencia en los mercados de acciones. Este año el factor global es particularmente importante para l suerte de las acciones argentinas, por lo que los ahorristas locales van a estar atentos a lo que pase afuera. El dato más importante de la semana llegará el viernes, cuando se conozcan los datos de empleo americanos de febrero. Pero antes, hoy, tendremos consideraciones de la Fed sobre la marcha de la economía y reuniones de bancos centrales que pueden tener su influencia. En lo poco que va del mes la Bolsa local gana casi 1%.

Tras un febrero movido, los inversores buscan señales de una vuelta a la estabilidad. Por eso, la forma en que el mercado digiera nuevos datos económicos de la semana puede dar una indicación respecto a si la recuperación de los mercados globales puede volverse calma en las próximas semanas.

El dato más importante llegará este viernes, cuando se publique cómo variaron el empleo y los salarios en los Estados Unidos durante el mes pasado. La última publicación de datos de empleo sorprendió por lo positiva e hizo sacudir a Wall Street, porque auguraba una aceleración en la suba de tasas de referencia norteamericanas. La forma en que se digiere el nuevo dato, que en principio se espera que sea positivo, será clave para ver si la tranquilidad volvió a reinar en el mercado.

Antes, hoy, la Fed estadounidense irá dando pistas respecto a las decisiones que puede tomar. Hoy se publica un informe conocido como el libro beige en el que los técnicos de la entidad se expresan sobre la salud de la economía. Las previsiones de inflación serán clave: la política monetaria americana hoy sigue dos objetivos, una inflación del 2% anual y pleno empleo. Si alcanza sus dos metas rápido, podría subir las tasas a mayor velocidad y sacudir a los mercados. Se espera, sin embargo, que reine la cautela.

Esta semana también habrá reuniones en los bancos centrales de Europa –sobre todo- y Japón –en menor medida- que pueden influir en el humor de los inversores y marcar la tendencia que finalmente siga la Bolsa local.