-

No es necesario esperar un mes para invertir en Lebac

Ayer el Banco Central hizo su licitación mensual de Lebac, con tasas que fueron del 28,5% a casi el 30% en los plazos más largos. Como cada mes, la colocación atrajo la mirada de ahorristas e inversores, pero para los que llegaron tarde o cuentan con la liquidez en otro momento, el mercado de Lebac funciona todo el mes

La Lebac es sin dudas la inversión más emblemática de los últimos dos años, con rendimientos altos en pesos garantizados, ganancias importantes aún medidas en dólares y, como único riesgo, la volatilidad cambiaria que puede hacer que en algún mes dado el dólar se mueva más que la tasa. Dos subas sorpresivas a la tasa de referencia en las últimas semanas volvieron a poner en el centro de la escena a las letras con las que el Banco Central mantiene a raya la cantidad de dinero que circula, en un intento por domar a la inflación. Pero no es necesario esperar a las licitaciones para captar las subas de tasa de Lebac, el mercado secundario opera a diario y permite a los inversores minoristas y mayoristas por igual comprar letras en cualquier día hábil del mes.

Este año el Banco Central hizo un cambio en la forma de cotización de las Lebac para fomentar un mercado más “profundo”, es decir, con más oferta de papeles y más facilidad para venderlos en cualquier momento del mes. Pasó de licitar Lebac semanalmente, lo que multiplicaba la cantidad de vencimientos por cuatro, para emitir mensualmente sólo hasta a 9 meses de plazo.

Así, permanentemente existen 9 Lebac en oferta en el mercado secundario. Y día a día modifican sus tasas de la mano de los movimientos del mercado y los cambios en la política monetaria.

Para los inversores esto significa la liberación de sus decisiones de cartera del cronograma de licitaciones. Ahora, se puede comprar letras al plazo que se desee en cualquier momento, como quien compra una acción o un bono en el mercado.

Para invertir en Lebac en el mercado secundario, claro, es necesario abrir una cuenta en una sociedad de Bolsa, un trámite similar al de abrir una cuenta en un banco. Hecho eso, en cualquier momento del mes se puede transferir el dinero a invertir a esa cuenta para dar la orden de invertir en letras al plazo deseado y empezar así a devengar tasa.