El S&P Merval se recupera en el mes

El recorrido de las acciones de empresas argentinas después del derrumbe posterior a las PASO es el de una leve recuperación, que está por encima incluso de lo que se mueve el dólar en lo que va de septiembre. Si bien el repunte está lejos de devolver a las acciones a sus niveles previos a las elecciones, las bajas valuaciones de los activos locales brindaron oportunidades interesantes de corto plazo para inversores con apetito para el riesgo.

El índice S&P Merval gana más de 18% en lo que va de septiembre, un repunte en pesos que dado el retroceso del dólar desde la instauración de los controles de cambio, implica una ganancia en moneda extranjera del orden del 22%. Con todo, se trata de un mercado pesado y con poco volumen operado, en el que aparecen oportunidades de trading de corto plazo sólo para inversores con apetito por el riesgo y con una parte de la cartera destinada a aprovechar grandes rendimientos. Pero los movimientos prueban que aún en contextos complicados, mantener la cabeza fría permite obtener jugosos dividendos.

Los papeles de empresas argentinas están en un claro momento de rebote técnico. Esto es, cuando el castigo ya es lo suficientemente importante, aparecen las compras de oportunidad de los inversores que consideran que los precios están muy por debajo de su promedio histórico, con lo cual lo que pueden perder no es mucho y lo que pueden ganar es importante.

Si se analiza caso por caso, algunos rendimientos son verdaderamente impresionantes. Transportadora de Gas del Norte rebota 80% en pesos en lo que va de septiembre. Comercial del Plata, por su parte, sube 47,8% en el período mientras que Edenor trepa 44% y Pampa Energía 30%, confirmando que el sector energético es el principal impulsor del mercado local dado el contexto internacional para los precios de la energía.

La recuperación, sin embargo, parece estar encontrando un descanso si se tienen en cuenta las ruedas de movimiento lateral o bajista que acompañan el fin de mes. Los títulos soberanos, por su parte, duraron algo más en su rebote hasta encontrarse otra vez con el techo.

En adelante, las definiciones de política de cara a 2020 serán vitales para conocer si los papeles argentinos tienen chances de tomar un nuevo camino ascendente o si se mantienen expectantes durante más ruedas.