La acción de Cresud es la estrella de la semana

En un mercado de acciones que se mantiene en un tono de lateral a bajista, el papel de una de las representantes del sector agropecuario se destacó entre sus pares. La acción de Cresud saltó 15% en un sólo día como resultado de la fusión de una de sus subsidiarias con otra firma brasileña. El papel permite apostar por el desempeño del sector agroexportador en momentos de repunte de las materias primas y tipo de cambio más competitivo.

A la espera de definiciones desde la política, el mercado de acciones local opera con tendencia de lateral a bajista. Pocos cambios pueden haber hasta tanto se conozcan los detalles de lo que serán los próximos 4 años en materia de política económica. Sin embargo, los movimientos corporativos todavía pueden dar novedades importantes.

Esta semana le tocó a la acción de Cresud, que anotó un avance de 14% en una sola rueda como resultado de la de la fusión de su subsidiaria (BrasilAgro) con Agrifirma Brasil Holding, empresa dedicada a la explotación y al desarrollo de tierras agrícolas.

Mediante el convenio, Cresud se queda con el 100% del capital de la compañía del país vecino mientras que sus accionistas pasarán a ser titulares de acciones ordinarias que serán emitidas por BrasilAgro como parte del acuerdo.

Cresud es una de las más importantes empresas agropecuarias de la Argentina y es la única en su sector que cotiza en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires y en el mercado estadounidense, lo que favorece la profundidad y estabilidad de su cotización. 

Su negocio se parece más al inmobiliario que al de la producción agropecuaria, con importantes inversiones en tierras, ganado y tecnología. La adaptación de tierras para la producción de alto rendimiento con tecnología de punta es su especialidad, con ganancias de capital jugosas como resultado de sus apuestas. Su principal activo es una cartera de propiedades rurales, además de sus frutos.

La empresa no sólo opera en la Argentina, sino que además ha diversificado sus activos a distintos país en particular en Israel y Brasil, lo que suaviza su exposición a vaivenes locales.